Incapacidad permanente parcial

La incapacidad permanente parcial se da cuando una persona sufre una disminución (por enfermedad o accidente) no menor al 33 por ciento de su capacidad para desarrollar su profesión, sin impedirle que siga realizando tareas fundamentales de la misma actividad.

Crédito: SiSeguros

  Siseguros
 
Siseguros